Crónica: Orbea Monegros 2015 (Abstenerse los poco amantes de novelas largas).

Viernes, 20:00,  Hangar del KarrikiriKarro

Llegamos a colocar las bicicletas para salir pronto y sin sorpresas.

Poco a poco llega todo el clan que compondrá la expedición Karrikiri a los Monegros.

Este año nos hemos apuntado: Chelu, Jarauta, Carlos (Sierra), Carlos (Saso), Fermín, Unai, Guillermo, Feliciano, Roberto, Samuel, Javier (Ablitero) y yo (Iñaki).

La verdad es que por un lado el tema de los cajones, que hace que algunos salgamos por una parte y otros por otra, y por otro lo que cada cual ha podido entrenar en pre temporada, nos hacen  ir comentando
la idea de carrera que tenemos cada cual para mañana.

Pregunto a Ronberto:

-“Que idea llevas…”

-“Salir a saco y hacer todo o que se pueda”

-“Tu Feli?”

Mientras se encoge de hombros y asiente responde:

-“Lo mismo…, habrá que darle, o que?”

Ya verás ya… pfffffff    miedo me da!!

Vuelvo a casa con nervios. Tenía pensado salir con ambos, porque parece que durante el invierno hemos entrenado bien, pero…. miedo me dan estos dos. Por un lado, ambos están muy fuertes y me veo tirao en el kilómetro 12 reventao y por otro aun no he hecho ninguna salida en la que me haya esforzado a tope para saber todo el potencial del entreno con lo que no se cuanto darán mis piernas de si.

Tras muchas vueltas mirando el despertador, consigo dormirme.

 

Sábado, 5:20, en mi casa

Maldito talabarte!!!

Quien inventaría el despertador. Tenía que sonar justo ahora!!

Entre nervioso, cansado y somnoliento, me levanto y procedo con el desayuno. Mientras repaso:

Maleta con ropa, la camel, la comida… que no se me olvide comprobar por décima vez  que llevo el DNI…

Hemos quedado a las 6:30 en la plaza, pero a las 6:10, estoy como un tigre en su jaula y decido salir.

Al poco aparece el resto. Iremos con las furgonetas de Jarauta y Feli y es en esta última donde meto mis cosas y monto junto a Javier (Ablitero), Fermín, Roberto y nuestro “señor conductor”, Feli.

 

8:45, Sariñena

Aparcamos en un buen sitio y nos dividimos en dos grupos. Mientras unos toman café cuidando de las bicis, los otros vamos a recoger dorsales y volemos rápido para que el resto haga lo propio.

Aprovechamos a repartir algunos folletos de nuestra Night And Bike Murchante (cicloturista nocturna a celebrar el 13 de Junio) y antes de llegar al recinto nos hemos quedado sin folletos.

Mientras nuestros compañeros están en esas, nos ponemos a comer.

La verdad es que meterse un platazo de pasta a las 9:15 de la mañana, es algo que requiere de buenas dosis de voluntad. bueno, claro, a no ser que seas como Unai, que se los mete doblados (si, si… de dos en dos!!!).

“Cagüen con el flaco”, como para invitarlo a comer!!

 

Son las  9:55 y algunos ya estamos preparados. El resto están en proceso, pero los nervios ya no nos dejan parar.

Roberto me dice:

-“Vamos a ver si ya hay gente en parrilla de salida?”

Dos minutos después estamos en linea de salida y como nos corresponde el primer cajón, entramos…

Justo allí nos encontramos con Inés y Goín. Que bien saludar a compañeros del pueblo!! También van a hacer la larga. Son unos campeones!!

Nos saludamos y deseamos suerte.

Llamamos a los demás:

-“Si venís ahora, estamos en primera línea!! poer aquí ya empieza a venir gente así que daros prisa!!”

Serán dos largas horas de espera hasta las 12:00, hora del pistoletazo de salida que pasamos, sentándonos en el suelo, saludando a algunos conocidos que también están en la misma guerra y haciendo algunas fotos.

11:58, salida

El locutor/presentador (o como queráis llamar al tipo del micro), indica que quedan dos minutos para la salida.

La gente se aprieta y literalmente pone el manillar delante del de al lado, como sin que se note. Otros ponemos la zapatilla en el pedal y nos aseguramos que ancle bien.

No podemos liarla. Tenemos a miles de tipos detrás que nos pasa´rian por encima…. mal plan para una caída o tropezón.

Locutor:

-“Contad conmigo!!”

Y un coro de miles de voces corea:

-“10…9…8….7….6…”

Tensión. Miro a ambos lados y la gente que está a nuestro lado, son todos….makinotes. Y se ve de lejos…

Donde nos hemos metido!!!!

Bocinazo y salimos unos 15 metros muy rápido para tomar posiciones tras el coche de apertura de carrera.

Codazos, enganchones de manillar y el corazón a mil. Parece que soy el único que no está acostumbrado a salir como lo hacen algunas el primer día de rebajas en la puerta del Corte Inglés!!

Nadie mira a nadie, yo solo me preocupo de mirar donde están Roberto y Feli que viene tras de mi.

Salimos del pueblo y se desata la adrenalina.

El coche va tomando velocidad,mientras nosotros le seguimos a menos de 5 metros.

Siguen los codazos en busca de un buen lugar. Un tipo de unos 50 kilos de nervio me da cuatro meneos, para hacerse sitio, hasta que en una de esas,  le respondo con un movimiento de hombro y codo que por poco lo envía fuera del camino.

Ya no vuelve a tocar más las narices, menos mal.

A todo eso, pulsaciones altas, y rodamos sobre 40km/h.

Llegamos a una curva cerrada y se oyen los cambios para poder salir a saco.

Tras el giro parece que no hay mañana.

Sprint, y llegamos a mas de 50km/h.

La velocidad crece, el grupo se estira por detrás y solo acierto a ver a Roberto y Feli que gracias a su casco naranja se deja ver por un lateral de vez en cuando.

Otro cruce, otro sprint, no hay tiempo para descansos. Los que van delante a unos 5 metros, aprovechan cada curva para dar un nuevo tirón y cada uno es más fuerte que el anterior.

Llevamos 5 kilómetros y el grupo se ha roto. No se cuanto podremos seguir a ese ritmo…

Roberto, no mira ni a los lados, vamos a plato y piñón y dando pedales como si la vida nos fuera en ello. Estos romanos… no tienen conocimiento!!

Kilómetro 10: Insufrible. Los de delante siguen aumentando la velocidad y hay bastantes momento en que pasamos de 50km/h en llano y en los pequeños repechos ascendentes no bajamos de 38km/h.Brutal.

Kilómetro 15 (no voy a ir narrando así hasta el 123 no os preocupéis):

Curva cerrada de 170 grados y los de cabeza pegan un hachazo. Aguantamos como podemos. Miro de reojo a Feliciano que va a mi lado y no mueve la cabeza ni para mirar adelante. Vamos todos apretando dientes.

Hasta que en el kilómetro 30 cedemos. El ritmo es inhumano. Hemos quemado muchas naves en solo una cuarta parte de carrera y queda mucha tela que cortar…

Feli:

-“Vamos a flojar un poco, que ahora viene la cuesta y …”

Me parece la mejor idea del mundo (que digo, de la galaxia!!).

Pasamos el primer avituallamiento y decidimos continuar.

Un kilómetro después toca subir una rampa y entramos en modo “ahorro de energía”.

Subimos tranquilos, intentando bajar pulsaciones.

Feli va delante y yo me pego a su rueda. Miro detrás y… Roberto?

Ha perdido unos metros y me parece raro. Este escala mejor que los alpinistas.

-“Feli, Roberto se queda…”

-“Vale, arriba flojamos”

Llevo la espalda dolorida. Ciertos trabajos de construccion caseros me están pasando factura y si bien las piernas están nuevas, parece que  me están extrayendo ambos riñones sin anestesia.

Continuamos y nos alcanza. Es un titán!!

Pero el terreno sigue picando para arriba y el enorme esfuerzo hecho antes nos pasa factura.

Vamos tranquilos, intentando recuperar pero Roberto a pesar de meterse un gel, parece que no remota.

Supongo que es cosa de minutos y como toca subir la cuesta del diablo (vaya nombre eh!!) supongo que se recuperará a nos pillará conforme vayamos subiendo.

Decido subir de forma MUY conservadora. Pongo plato mediano, un piñón de los grandotes y a disfrutar…

Mientras algunos me adelantan echando espuma por la boca… jadeando y con los ojos, fijos en el suelo.

Feli, va ganandome metros, pero lo veo ahí delante, todo bien.

Miro detrás. Roberto no está joder!! ,(digo: Joval 🙂

Arriba Feli se detiene un momento junto al camino y me espera.

-“Roberto?”

-“No lo he visto, y eso que miraba atrás pero… no lo veo”

Sobre la sierra ya coronada, Feli sigue primero y yo me meto una barrita doblada (no es una forma de hablar: la doblo y para dentro entera…. que buena me sabe!!!)

-“Feliiiiii, toy comiendooooo, ñam ñam….”

-“Bien bien tranquilo!”

Voy a rueda mientras mastico la masa cementosa que me sabe a alimento de dioses, hasta que llegamos a un avituallamiento líquido que hay justo comenzar la bajada.

Consigo engullir y miro atrás a ver si en ese rato que hemos bajado el pistón, nuestro compañero ha remontado, pero sin noticias…

Jod (JOVALLLLL)

Empezamos la bajada y como parece que Feli va mejor que yo, me pongo a su rueda y sigo recuperándome.

Nos adelanta un grupo y Feli parece un gato que ha visto un ratón.

-“Arrea!!!!!”

Se pone de pié y empieza la fiesta de nuevo. Yo hago lo propio.

Aceleramos y cogemos esas ruedas. Doy algún relevo y en cuanto me descuido el Barreiros con 12 cilindros en V (osea: Feli), me adelanta con la cabeza gacha concentrado en acelerar mas y más. Yo apriento dientes para no perder comba.

Estamos a media bajada y descendemos un poco la velocidad, pero aun así vamos rápido. Un tipo, justo a nuestro lado, intenta adelantarnos y no se da cuenta del escalón que tenemos frente a nosotros. Mete la rueda y sale volando. Cae como un saco. Ni rebota y cae de plano con la cara en la tierra. Sus compañeros paran y nosotros tras disminuir la velocidad y ver que está atendido, continuamos.

Feli:-“Me he acojonado, pensaba que eras tu tío!!”

Ufffff ufffff, lagarto lagarto!!!!

Continuamos y cogemos a un grupo que nos ha´bia adelantado. Van lanzados y saltan de continuo unos y otros, no se si intentando demarrar o que…

La cosa es que Feli, sigue a todo el que intenta salir y yo solo miro al del casco naranja…. este me va a matar!!

Llegamos a la autopista, donde siempre estaba el avituallamiento… pero este año no está ahí, venga venga!!

Un kilómetro antes del avituallamiento, cedo unos metros. Este mozo, no es humano. Voy a meterme un gel y….

A ver si mi espalda se calma un poco…porque es insoportable.

Que gel ni que… ahí está la tierra prometida (avituallamiento).

-“Feli, paramos un segundo…”

Lo bueno de ir delante es que no hay casi gente y yo veo una fuente de sandía.

-“Grof, crach,  grof, grof…mmmmmmmmmmmm que buenaaaaa”

Un trago de agua y arreando.

Montamos en las bicis y empezamos a pedalear mientras miramos a los que llegan en ese momento.

Feli:-“Mira, ahí vienen Roberto”

BIEN!!!

Roberto:- “Lo he pasado mal en la cuesta, hemos ido demasiado a saco al principio pero al bajar he cogido un grupico que me han llevado muy bien”

Juntos los mosqueteros, de nuevo, emprendemos de nuevo.

Empieza el tramo que más temo de la prueba. Son unos 30 kilómetros, hasta el siguiente avituallamiento, que son toboganes continuos picando hacia arriba y que tras el desgaste inicial, nos van a hacer reir…

-“Feli, tranquilo, ok?”

No contesta…

Un kilómetro después, arranca con fuerza y yo entre risas grito:

-“Pero no habíamos dicho que tranquilos??”

Cogemos un grupo que lleva buen ritmo y aprovechamos a meternos en el pelotón para quitarnos el aire que pega de frente. el ritmo es bueno y vamos los tres resguardados y cómodos.

Un tobogán, otro…. y la gente empieza a preguntar:

-“Oye, sabes si esto continúa mucho así?”

-“Pues… agárrate los machos porque es así durante muuuchos kilómetros…”

Es decirlo y ver como se le cambia la cara al mozo y rápidamente cede puestos.

Un chaval de Falces, le dice a Roberto:

-“No puedo con los Webs… me duele todo”

Roberto:-“a mi igual, hasta las pestañas!!!!”

Y apra demostrárselo, se pone de pié y sale zumbando, mientras deja al otro sin entender un carajo. Yo me río mientras arreo con él. Ya os decía que los romanos…. están locos!!

Feli nos lleva marcando el ritmo y en cuanto un grupo cede, lo pasamos en busca de otro que le guste más al capi del casco naranja.

Kilómetro 85:

-“Feli, roberto se queda, no lo veo….”

-“Vale que flojo….”

Yo miro el cuenta kilómetros y es verdad. vamos a uno o dos kilometros por hora menos, pero ahí vamos….

Nos alcanza un tipo de Tarazona (un saludo, por cierto):

-“Ahí detrás va un compañero vuestro echando pestes de vosotros!!”

-“No jodas !!”  (aquí no pega: No joval!!)

Miro detrás y veo a Roberto. Justo tras de mi. Ufff me había asustado, pero era una broma.

Robert ha cogido la rueda de este y ha llegado a enganchar. Venga que no queda nada para el avituallamiento!!.

Sobre mi espalda… creo que los órganos ya están de oferta en Ebay…. que dolor por Dios!! pero…. como las piernas están nuevas…. y bajar ritmo no me va a ayudar, sigo metido en mis cosas, mientras oteo el horizonte en busca del siguiente oasis de Sandía.

Llegamos juntos al avituallamiento y relleno el botellín de agua que uso para la toma de geles. El isotónico de la mochila es suficiente.

Dos trozos de Sandía y volvemos a montar.

Es entonces cuando noto que el culo también me duele, poer claro, comparado con la espalda….

Continuamos tranquilos hasta la bajada, donde Feli se pone primero y Roberto le sigue. Me pongo tras ellos y empezamos a descender.

Como a los tres nos encanta bajar fuerte, me siento muy seguro y aunque descendemos rápido, el contar con mis dos compinches delante avisando de boquetes y demás, hace que vaya en la gloria.

A media bajada el paisaje es excepcional. muchos fotógrafos e cada curva y nosotros acelerando tras cada revuelta del camino. Da gusto ver que las piernas tienen punch tras el castigo de hoy. Estoy como nuevo… sino fuera por una espalda  que me está acuchillando….arrgggggg que dolor.

Pasamos el kilómetro 100 y cedemos ritmo. Roberto y yo vamos charlando, un chico que no dice nada, va justo tras de nosotros intentando coger rueda y quitarse el viento y Feli, va 5 metros delante.

Ascendemos la última cuesta del día y tras descender encaramos hacia Sariñena con el pueblo al fondo.

Roberto ve que ando dolorido con la espalda y se ofrece a quitarme el viento. No es que eso me calme pero se agradece el detalle.

Feli, quiere llegar en buen tiempo y acelera. Roberto se pone a su par y yo, le sigo por un estrecho camino asfaltado.

Adelantamos a un tipo que hace un último esfuerzo y nos coge la rueda. Se pone junto a mi y charlamos. Es de cerca de Barcelona de un pueblo a unos 40 kmts.

Entramos en recta y nos ponemos los tres juntos para entrar en meta contentos y satisfechos.

Mi siguiente objetivo. Poner mi espalda recta.

Vamos a los coches, y volvemos al recinto a ducharnos y comer.

Pasa una hora y pico y no tenemos noticias de nuestros amigos.

Feli va a meta a ver si llegan pero al rato vuelve sin noticias…

Poco rato después, nos llaman por teléfono. Están en los coches, ya han llegado. BEIN!!!!!

Han tenido algún problemilla menor pero todos bien…. excepto Fermín que se ha quedado solo y no saben donde anda.

pfffffff………

Se van a duchar mientras nos quedamos guardando las bicis y dando cuenta de unas jarras de cerveza a lo que llega Fermín desencajado…

No hay adjetivos para este mozo. No se rinde nunca.

Nos cuenta un poco y lo mandamos a la ducha y a comer, pero al poco regresa ya duchado y con otra cara.

No ha visto al resto y no veía donde se coge la comida… al final opta por comer un bocata donde estamos.

Finalmente ha salido todo bien y sin percances (uno de nuestros mayores miedos!!). Cada cual ha conseguido sus objetivos y sobre las 20:15 h volvemos a casa con una última duda:

-“Que tal les habrá ido a los Goin Brothers!!??”

Por suerte a medio camino de casa,  el Whatssapp nos delata la respuesta y dicen que han llegado hace un ratillo sin percances.

Gran día, …para recordar.

 

Anuncios

Crónica: Maratón de los Monegros 2014

-“Que no se me olvide la comida…”

Faltaba poco para las 8:00.a.m. y yo repasaba mentalmente todo lo que tenía que llevar, hasta que me doy por vencido. Lo que no recuerde ahora, no lo voy a recordar, así que pillo la camelback, la mochila de la ropa, la bolsa de la comida… y acudo al Hangar del “KarroKarrikiri”.

Soy el primero en llegar pero un minuto después aparecen Chelu y Guillermo cargados con  bicis de terceros,su propia maleta y demás enseres.

Montamos las bicis, enganchamos el carro a la furgoneta y sobre las 8:20 a.m. estamos camino a Sariñena.

Conduce Jarauta, copilotado por Sierra. En segunda fila de asientos, Marta, Feliciano y yo, y atrás van Chelu y Guillermo.

En otros dos coches nos acompaña el otro equipo (el de la media maratón (“The Goin Brothers” más un amigo suyo de Tudela y el apoyo de Raquel).

Una vez en Sariñena, se nota el jaleo. Seremos unos 6700 ciclistas en tomar la salida y hay que acomodarlos a todos…

Entremos en el recinto y lo primero son los dorsales, tras lo cual nos dedicamos a las compras y esas cosas.

Visito a los chicos de RockTheSport, que están trabajando para solucionar cualquier incidencia y tras eso… a poner los carteles de la Night & Bike 2014.

Hecho el trabajo…toca comer.

Son casi, las 11:30 a.m. y hay que zampar. Solo quedan dos horas para la salida.

Media hora después comienzan las prisas…

En la maratón, dicen, que salen unos 5000 Bikers, con lo que hay que llegar cuanto antes a la parrilla de salida para no empezar desde muy atrás (puede suponer muchos atascos, agobios y accidentes).

Nos cambiamos a todo meter y vamos a la salida. !!!Esto está hasta arriba!!!

Empezamos a ir hacia atrás y más atrás, hasta que Marta ve un hueco… y digamos que nos metemos…

Estamos a mitad de parrilla y queda una hora aún.

Feliciano dice que va a intentar tirar fuerte, mientras el resto decidimos pasar el día juntos.

13:20, Se pone a llover y decidimos ponernos el chubasquero.

13:30 Se da la salida y vemos, al fondo, como los primeros salen disparados mientras nosotros seguimos parados…hasta que pasados unos minutos, empezamos a movernos muy despacio…

Tenemos suerte y pasamos el embudo del pueblo sin parar. Marta, Guillermo y yo vamos tirando hasta que nos damos cuenta de que el resto no está así que reducimos ritmo y dejamos que nos adelante gente hasta que chelu, Jarauta y Sierra enlazan.

Al principio hay varias zonas de charlos que ocupan todo el camino e intentamos esquivarlos y/o pasar lento para no mancharnos, pero dado que otros acaban salpicando… optamos por pasarlo bien :-).

Toca zona contra el viento e intento pillar rueda y que el resto del grupo me siga pero apenas acelero, me indican que baje ritmo… me toca tirar a mi solo contra el viento… argggg.

Pasan los kilómetros y la situación se repite varias veces, y me desgasta pero bueno, vamos avanzando.

Pasamos “el río” y este año nos encontramos la sorpresa de que ¡¡está cementado!!. Lo que antaño era un atasco monumental ahora es un charco más en el trayecto.

Continuamos y vuelvo a tirar del grupo en pos de una rueda a la que seguir pero… seguimos igual… con cada acelerón para pillar una rueda que vaya a un ritmo que me guste y me permita descansar… me indican que baje ritmo y tengo que volver a tirar contra el viento…

Entramos en la zona de polvo y se forma tal tormenta de arena que apenas se ve delante, pocos metros.

Paso encima de una grieta y pego un grito avisando pero es tarde. Marta casi se la come y un tipo que se ha metido en medio de nuestro grupo, mete la rueda de lleno y cae al suelo. Guillermo que va inmediatamente detrás, decide rematarlo con un golpe de rueda en el costillar del caído, sin pensar que eso… le hará saltar por los aires.

Escucho gritos detrás de mi, y al girarme veo un atasco de gente que intenta no atropellar a los accidentados.

Por suerte, ambos se levantan por su pié y corremos a ver que tal están mientras se retiran del camino.

Parece que están bien y el mozo no le tien en cuenta el golpe de rueda a Guillermo.

Conforme avanzamos,vemos muchos accidentes de participantes. Entre tanta gente… siempre hay percances.

Llegamos al primer avituallamiento y nos detenemos.

Nada más salir de nuevo a carrera, empieza una zona de aproximadamente 8 kilómetros de ascenso a la sierra.

Los primeros cuatro son de poca inclinación, pero los últimos van adquiriendo inclinación y por doquier se oye ruido de cambios, ascendiendo piñones.

Pongo un ritmo cómodo y empiezo a adelantar a gente y más gente (Me crezco…a ver si resulta que soy escalador…jijiji). De reojo, veo a alguien que no me deja la rueda y termino por mirar quién es… Si es Marta!! y le sigue Chelu!! que bien.

fotoMonegros2

De Izquirda a derecha:Chelu, Marta y yo

fotoMonegros1

De Izquierda a Derecha:Chelu, Marta y yo

Ascendemos hasta arriba juntos y esperamos al resto que llegan en unos minutos para proseguir en grupo.

Toca zona de falso llano para terminar de nuevo con otra rampa. Las caras dicen que hace daño. Mis sensaciones son buenas.

Arriba hay un avituallamiento, y esperamos a reunir de nuevo.

Alguno que estuvo el fin de semana anterior enfermo, parece que aun arrastra secuelas y llega fastidiado.

Marta le ofrece que cambiemos a la ruta corta y eso le llega a la alma:

-“Yo he venido a hacer la larga y la terminaré!!”

Tocan unos cuantos kilómetros de bajada y disfrutamos de la zona, si bien tenemos que lidiar con bikers que se cruzan sin avisar (alguno se llevó algún grito y una muestra de mano abierta destino a su cabeza…), accidentes y demás…

Kilómetro 58. Avituallamiento sólido. Nos detenemos a zampar.

Bocadillo de atún con mayonesa (no es lo mas digestivo pero había hambre), plátano y bebida.

Mientras comemos, llega, el amigo de Jarauta que nos acompañó en la Javierada y dice que va fastidiado…

Mi teoría es que todos los que estamos participando sabemos que a media tarde va a llover y si te pilla antes de cierta zona arcillosa… lo vas a pasar mal, por lo que la gente ha empezado realmente fuerte y ahora se pagan als consecuencias.

Volvemos a montar en bici y aunque Marta me dice lo contrario, se que toca falso llano ascendente con viento en contra durante unos 15 kilómetros…ufff

Esta vez Marta me va haciendo relevos y me empiezo a notar flojo… será la digestión?? esperaremos…

Cuando llevamos varios kilómetros, el grupo parece que va repuesto fuerzas y empiezan a dar relevos con lo que podemos descansar mejor.

Llega una zona de toboganes (cuesta arriba, casi llano, cuesta arriba casi llano…) e intento dar mas relevo para que alguno  que sé que va justo no tenga que hacerlo y veo como voy desgastándome de forma importante…

Finalmente llegamos a una curva, donde otros años había una cisterna repartiendo agua y dejamos el viento de forma que nos da lateralmente… algo es algo.

Llega la zona que más temo. Es una sucesión de toboganes que se hace interminable y soy consiente de que es donde más desgasta la ruta.

…Y efectivamente la gente va hecha un trapo. No pillamos una rueda decente ni por asomo, así que vamos avanzando mientras otros se meten tras de nosotros…

En medio de una cuesta, paramos un minuto a tomar un gel y proseguir… esto me ha levantado en el aire!!

Continuamos así kilómetros, hasta que finalmente llegamos al último avituallamiento, donde volvemos a parar a comer algo.

Quedan 30 kilómetros aproximadamente.

Salimos que queda algo de ascenso, suave pero se ve con otros ojos, a sabiendas de que en pocos kilómetros tiene que llegar el descenso.

Efectivamente, empezamos a bajar y Marta con Guilllermo van tras de mi. Unos metros más atrás Jarauta, Sierra y Chelu.

Se me ocurre decirle a Marta:

-“Leí que los que hagan menos de 5 horas es diploma Oro, hasta 6:30 es plata y hasta 8:30 creo que bronce…y el resto…pos nada, claro…”

-“Como?? Venga vamos…”

-“Estoy muy desgastado… vamos a exprimir ahora??”

-“Venga vamos…”

Cambiamos RADICAMENTE el ritmo a nos ponemos mano a mano a darnos relevos.

Posiblemente sean los kilómetros de mi vidaa ciclística en los que más desgaste haya sufrido y en los que más haya tenido que tirar de fuerza mental para no pararme…

Rodamos a unos 35km/h y adelantamos a un número ingente de participantes que van casi parados.

-“Voy por la izquierda, voy, voy voy…”

Tenemos que ir advirtiendo para que nos dejen paso y no provocar incidentes…

Cae alguna gota suelta, nada solo una advertencia… peor estamos acabando la zona de polvo, BIEN!!

Llegamos a un camino asfaltado y me toca relevo… lo doy todo… 44 km/h… hasta que me vacío y Marta me sobrepasa.

Un tipo, majo… iba tras de Marta y quiere seguir ahí…

-“Marta, deja paso que quiere pasar…”

El tipo: -“No, no… que voy muy bien aquí…”

-“Pues mira… esta rueda es mía así que arreando y sino a dar relevos!!”

Y el tipo… optó por NO dar relevos…

Marta va disparada y yo voy en reserva… cada kilómetro de viento comido anteriormente… me viene ahora para decirme: Para… ya no hay gasolina.

Quedan 15 kilómetros y seguimos dando fuerte… y toca subir una cuesta asfaltada.

Voy reventao peor me crezco al ver que seguimos adelantando gente y no nos adelanta nadie… Venga vamos!!!!

Marta, me ve flojear y me grita:

-“VENGAAAAAA, ULTIMO ESFUERZOOOO, Venga….”

Agacho la cabeza y le digo:

-“Vete… no puedo” y bajo a 21 km/h. Eso es gloria… y aun adelantamos a la gente…

-“Como?? Vengaaaa!!!!!”

Y no se aun porqué… le hago caso… 28……29…. 30 km/h…..

QUEDAN UNOS 6 KILÓMETROS  y vamos por un camino/pegredal de grava aragonesa (cada canto de espanto, oiga) y parece que nos han dado fuego…

-“Venga, ya se vé el pueblo!!!”

Continuamos adelantando y alguno “se pica” al ver a Marta adelantándolo a semejante trote pero… nadie arranca…

Al fin, entramos en los últimos 100 metros por los arcos y vemos la meta.

-“Dame la mano!!”, Me dice Marta

Y entramos  con la mano en alto y una sonrisa en la cara….

Paramos y esperamos a que vengan estos pero empieza a llover más y decidimos ir a cubierto, no sin antes parar a por una cerveza.

Ya en el cubierto, esperamos y al rato aparecen nuestros compañeros, de los que alguno ha pagado el esfuerzo en relevos, ( y el estar malo el fin de semana anterior).

-“Creía que no llegaba!!!, ganas de llorar tenía oye… que dolor….”

Estamos contentos… aun parando en todos los avituallamientos hemos hecho 5:30 horas lo cual está muy bien para nuestro nivel…

Vamos al coche a por la maleta y una vez en las duchas descubrimos LO MEJOR de esta edición… HAY AGUA CALIENTE!!!

Al rato aparece Feli, que el pobre había llegado antes y estaba esperándolos en la meta pensando que no habíamos llegado!!!  Es un campeón.

Ya relajados vamos a por la comida, de la que damos buena cuenta y decidirnos volver a casa tranquilamente.

Entraba en casa cerca de las 12 de la noche, bastante cansado, pero contento…

P.D:  Mi lección aprendida…El año que viene… vamos más rápido al principio pillando rueda…y tirando menos… para cansarnos menos… y seguro que además mejoramos tiempos…

Crónica: Orbea Monegros 2012

El viernes, habíamos montado las bicis que iban dentro de la furgoneta.

Así mejor porque, también había que cargar bolsos, comida y el portabicis para las que llevaríamos en el exterior…

Habíamos quedado en salir a las 8:15 a.m. pero con los nervios y esas cosas, a las 7:50 estaba en la puerta de casa esperando a Guillermo.

En ese momento contacto con Raul que sale, junto a un amigo desde Burgos…

-“Por donde vais?”

-“Calahorra”

-“Bien, iremos más o menos a la par…”

-“Oye que yo no puedo participar…”

-“Por???”

-“Estoy con bronquitis…”

-“JooooooVAL”

La verdad es que me quedo un poco “plof”, porque sé que le hacía verdadera ilusión participar en “la Monegros” pero al menos viene y verá el follón… (no se si es mejor o peor… para él… pero bueno…).

A través del Whatsapp, veo que Chelu y Marta están en sus respectivas “marquesinas” (puertas), esperando.

A las 8:10 a.m. estamos en casa de Juan Carlos, donde el resto de vehículos esperan.

Esta vez somos 15 los Karrikiris que acudimos a la prueba y durante unos minutos nos dedicamos a trasvasar, maletas bicis y demás enseres para poder hacer el viaje lo más cómodos posible.

A las 8:20 a.m. arranca la expedición Karrikiri, en dirección a Sariñena.

Llegamos sobre las 11 de la mañana y rápidamente nos acercamos al recinto feria, a retirar los dorsales.

La cosa está bien organizada y en pocos minutos hemos terminado. Ahora toca comer, para rtener la digesión hecha cuando empiece la prueba.

Buscamos una mesa y nos disponemos a comer, mientras alguno no ha querido traer el típico tapper y se dispone a mostrarnos sus dotes culinarias mientras yo pestañeo repetidamente para comprobar que mis ojos no me engañan…

Volvemos a los coches mirando al cielo…

Las previsiones indicaban que a partir de las 13:00, el riesgo de lluvia aumentaba de forma paulatina… de corto? de largo? uffff

Finalmente salimos casi todos de corto y que sea lo que tenga que ser…

Llegamos a la parrilla de salida casi una hora antes y ya nos toca muyyyyyy atrás. No se ve el fondo de la recta donde se supone que dan la salida así que tenemos un montón de zumbaos con casco delante nuestra.

Ah si… y otro montón de esos mismos,,, detrás de nosotros…

Cuando quedan unos 20 minutos para la salida, Oscar detecta que su rueda pierde aire por la válvula y todos tenemos…

Consejos de sobra:

-Pon una cámara”

-“Aprieta la válvula”

-“Dale vueltas a la rueda para que el líquido sellador…”

-“Fermín: tienes unos alicates a mano?”

-“Si claro”

(COMO????  que lleva hasta unos alicates en la mochila????? Hijo mío… hay que ir prevenido pero no bastaba con una, simple, liviana, útil y manejable, llave multiusos como los otros 6000 taladraos que estábamos allí??? jijiji Creo que tienes que plantearte dejar ALGO en casa… Por cierto, si hubiéramos preguntado por una llave de perro… habría sacado una??? prefiero no saberlo…)

Quedan 10 minutos para la hora de salida y delante nuestra se oyen la hélice de un helicóptero que se eleva y empieza a filmar a los miles de Bikers que estamos esperando a pedalear…

Salida.

Al parecer los primeros ya han salido hace varios minutos pero en nuestro sitio todos estamos mas quitos que un mazo.

Finalmente parece que nos movemos… un metro… otro…

Montamos… que no…

Linea de salida. pasamos por la alfombra de tiempos y empezamos a pedalear despacio.

El pelotONNNNNN pasa por las calles de Sariñena con atascos, en als zonas más estrechas y al fin… el campo.

Salimos muy suave y nos adelantan por todos los lados.

Hemos dicho que hoy es día de ir tranquilos y en grupo, para que ningún Karrikiri se quede descolgado.

A los pocos kilómetros (creo que sobre el 8 aprox.) vemos gente caída,siendo atendida por los servicios sanitarios.

Kilómetro 12. Nos aproximamos a un río, charlo o lo que sea que ya recordamos del año anterior y en el que se forman unos atascos monumentales para cruzarlo. Parecemos búfalos en el masai mara, a punto de cruzar el nilo…

Ahí se pierde Enrique Simón y el amigo de Raul.

Esperamos y Enrique aparece, pero del otro… ni rastro.

Avanzamos y con cada cuesta arriba, adelantamos a un grupo de participantes.

Mirando contínuamente atrás, regulamos distancias para que nadie se descuelgue. De momento todos vamos frescos pero una avería dejaría a cualquiera fuera de juego y difícil de localizar entre la manada de Bikers.

Kilómetro 19. empieza la primera rampa del día y subimos adelantando, cuando nos dejan. Se ve que la comida nos ha hecho provecho aunque arriba toca detenerse para esperar y reunir al grupo.

Nos reunimos pero Oscar, Juan Carlos y Roberto han desaparecido, creemos que por delante.

Bauti iba a 5 metros de mi al final de la última rampa pero en un momento daod lo he perdido de vista.

Queda poco para el avituallamiento así que seguimos pensando en encontrarlos allí.

Nada más llegar veo a Bauti de mesa en mesa…jijiji (habrá desgastado el chico…) y claro, yo hago lo propio mientras el resto se dispersan y estiran los brazos para coger tarta de manzana, plátanos, bebída, sandía…

Es la guerra y pese a lo ecológicos que decimos ser los ciclistas, el suelo está lleno de botellas, cáscaras y plásticos (será porque las papeleras y basuras no eran hermosas?).

Seguimos tranquilamente, hacia la zona de toboganes para llegar a un pueblecillo, donde la pista giraba 90 grados.

En este punto y viendo que todos vamos bien, aceleramos para rodar  entre 40 y 45 kmts/h hasta le siguiente avituallamiento bajo la autopista Llevamos unos 50  kilómetros de  prueba.

Aquí parece que algunos empiezan a acusar molestias  por accidentes en días previos o por otras causas que no vienen al caso.

Algunos del grupo dan buena cuenta de un bocadillo de chorizo, pero otros solo metemos fructosa vía plátano, de lo que casi me arrepiento más tarde.

Antes de salir no detenemos a engrasar cadenas, porque están bastante perjudicadas, pero algunos que dicen ir justos de fuerzas salen directamente a rodar.

Terminado el mantenimiento, reemprendemos la marcha, sabiendo que en los próximos kilómetros tenemo unos 19 de subida, suave pero contínua y con toboganes, así que habrá que reservar.

He dicho reservar?

En cuanto llega el primer repecho, Enrique, Guillermo y Bauti salen disparados, mientras Marta y yo tenemos que apretar los dientes.

Es que esta gente no hace digestión? o el chorizo era de esos que entran directamente en vena????

Un par de kilómetros más allá ni recuerdo el avituallamiento o digestión… estoy otra vez al 100%

Alcanzamos a Chelu y Fermín pero pese a reducir un poco el paso, Fermín se descuelga.

Pasados unos kilómetros decidimos parar y esperarle.

Tras unos minutos aparece al fondo.

-“Fermín, para un poco y descansa…”

-“Que no,. qe no… venga…”

(este los tiene cuadraos… vale vale…. adelante entonces…)

Esta misma escena se repetiría varias veces hasta la cima o fin del ascenso, a lo que el resto íbamos pensando en el tipo de material del que deben estar hechas las partes pudendas del chico, que pese a ir cansado, subía a lo Jedi (por la fuerza…mental o por narices, vamos… porque moral y fuerza de voluntad no he visto cosa igual…)

Bajada que duraría poco, para volver a subir por ultima vez en un ratillo.

La bajada es larga y nos dejamos llevar. Hoy no es día de bajar a saco y Samuel, que había salido antes del anterior avituallamiento por su dolor en la espinilla, no da señales de vida, con lo que debe ir bien. Sin mi compi de bajadas, las cosas son más relajadas…. jejeje

Marta hoy está pletórica bajando y ensaya técnica (y se le nota que baja mejor y con más confianza).

Final de la bajada que termina en avituallamiento. Debemos estar sobre el kilómetros 76 aprox.

Cuando llegamos, vemos a Enrique Simón y Samuel que salen y nos estraña que no vengan con nosotros (si bien, tenían sus razones…jejeje)

Mientras comemos algo, nos echamos en medio de un campo a limpiar cadena, estirar un poco y decir chorradas y en esas aparece nuestro buen amigo Saetas de Caspe.

Hombre que ilusión!!!

Tras charlar unos minutos con él, reemprendemos la marcha.

A mi me suena este camino….

NO, no no no…..

No nos harán subir ahora el muro de las lamentaciones, no? porque vamos directicos…

Empezamos a subir el primer repecho y veo que nos acercamos más y más.

En un momento determinado comento mis miedos y empiezo a escuchar a mi alrededor un “cooooocococococo” resentio, y neeeegro…

jajaja

Sabía que la crónica del otro día de Lerín, tendría vuelta…y ahí estaba…jajaja

Finalmente la pista deja de subir y esperamos a Fermín que va un poco justo (pero “ERRE QUE EERE”, que no para, que tesón…).

La bajada magnífica y además se supone que no hay más cuestas…

Menos mál, porque creo que he comido poco en los dos avituallamientos últimos y me empiza a pasar factura…

Que bieeeeeeennnnnnnnnEneEEeeEennnnn!!!!!

…Al final de la bajada hay unas flechas indicando giro de 180 grados y clavo frenos    Ahyhhayayahayahaayayahahayaaayyyyy!!!!

Uffffffffff, situación salvada gracias a una frenada en condiciones…

Después Enrique Lezcano, me diría quelas pasó peor que yo para dar la dichosa curva… jejeje

Que bien… ya está, no quedan mas subidas…jejeje, ahora todo hacia abajo y…

ARRIBA!!!

Frente a nosotros se presenta otra rampa que no parece muy larga pero parece fuertecilla, así que nada… arriba con ella!!!

Aquí veo que el combustible se termina y arriba,mientras esperamos al Jedi, pido una glucosa (a lo que Marta se suma y pide otra).

Seguimos y en 5 minutos vuelvo a terner power. Parece que solo fué un susto.

Pasamos una zona muy bonita de toboganes y camino polvoriento que recordaba del año anterior, mientras, en el horizonte vemos varias tormentas descargando agua.

-“Va a caer la mundial…”

-“Malo será…”

-“Va a caer la mundial… encima nuestra.”

Cuando quedan 300 metros para el último avituallamiento y empieza a caer alguna gota.

Fermín parece que va, que no es poco y sale de allí mientras el resto rellenamos botellines.

Pasados dos kilómetros, se que me he equivocado. NO era necesario recargar agua… porque del cielo cae toda la que quiera y mas…. mucha más…

Estamos en zona arcillosa y en menos de dos minutos (no es un tiempo figurado, sino real), mi rueda empieza a parecerse a la de un tractor, por su grosor…juauauaujua

Los charcos empiezan a convertirse en ríos, la gente se baja de las bicis y veo bikers cayendo al suelo aquí y allí por doquier…

Yo, entrenado en esto del barro (si ya os decía que lo de Lerín vendría bien antes o después…), sigo avanzando confiado en que el resto de Karrikiris me siguen.

Pasados 10 minutos, echo la vista atrás y no hay nadie. No es que no vengan mis compinche, sino que no se ve a NADIE.

BUENO!!!!

Me detengo y a lo lejos en una loma por la que pase veo aparecer en procesión, tipos andando  resbalando con la bici al lado, mientras juran, se ayudan unos a otros…

Conforme pasan, varios de ellos preguntan:

-“Que ruedas llevas?”

jijijijii (mucho entrenamiento en barro!!!!! eso llevo…)

Pasan los minutos y no aparecen los Karrikiris. Ya no sé si es que le habrá pasado algo a Fermín, Marta no podrá con la bici o se habrán ido por otro camino…

Al final aparece Chelu a lo lejos y le espero. El chico va de romería junto al camino, pisando als matas de tomillo para no hundirse…juaujaujaujua

Me río, hasta que me da por mirarme…otro fin de semana… y otra vez cochino de pies a cabeza que voy…

Por fin me alcanza y le pregunto.

-“El resto?”

-“No sé, unos se ha caido, el otro…”

Tras el parte de guerra y viendo que iban unos cuantos, me quedo tranquilo y decidimos seguir porque me estoy quedando pasmado, tanto rato quito  mojado.

El camino está mejor y vamos avanzando, hasta que aparece Dani por detrás y nos alcanza.

Juntos llegamos a asfalto y solamente hay que subir una leve rampa en un pueblo cercano.

A media subida, Dani tiene un calambre, pero en un minuto se sube a la bici y continúa (increible pero cierto… que recuperación…).

Pasamos junto a una granja de cerdos y seguido bajamos una cuesta.

En este punto, Chelu decide ponerse tras de mi, con lo que se produce el famosísimo “efecto gotelé”.

Si quedaba alguna parte limpia, ahora el hombre está, que parece del Congo.

Pasamos junto a un río y el camino pese a estar mojado y con charcos, no esta mal del todo.

Al fondo se divisa Sariñena y queda un camino de arcilla y un trozo asfaltado.

A medio trayecto en el camino de arcilla.

OTRA DUCHA REPENTINA!!!

-“Me cago en tooooooooo lo que se menea!!!”

Levanto mis gafas y las dejo en la frente (así llegaría a meta).

Chelu sigue con las gafas puestas y no adivino a entender, como hace para saber por donde va (claro en la última curva me preguntaba: -“Por donde, dime por dondeeee que no veooooo”).

Llegamos y ahí estan nuestros compañeros recibiendonos a grito pelado. que bien!!!

5 minutos después, aparecía, Guillermo, MArta, Enrique Lezcano y Bauti.

Notas:

  • Estuvimos más de 3 horas esperando en la cola para lavar las bicis
  • Me comí un plato de Fideguá y las mujeres que los sirvieron decía que quemaba…
  • Las duchas  de agua fría parecían un campo de batalla entre el barro y la gete queriendo meterse como fuese
  • Llegábamos a casa a las 2:20 a.m.
  • El amigo de Raul (siento no recordar tu nombre), llegaba a meta, pasadas las 10 de la noche y sin linterna…
  • Samuel hizo amistad con unas chicas
  • Al llegar a meta, avisaron al marido de una de ellas de que estaba hospitalizado por una caida en la carrera y estaba en observación
  • No sabemos en qué quedó la cosa (esperamos que no fuera nada importante) y Samuel no tuvo tiempo de pedir el teléfono para preguntar a su compañera…
  • Samuel quiere el teléfono de la chica (que es de Logroño según dijeron) .
  • La chica llevaba una camelback azul como la de Samuel y una Scott.
  • Enrique Lezcano saboró el barro monegril (que coass más raras haces, hombre…) mientras llevaba la bici a hombros (dicen que su cara sigue plasmada en alguna parte de los monegros)
  • Tras la tormenta Guillermo, Marta, Bauti y Enrique, vieron a un tío andando, con el botellín de agua y sin bici. Le preguntaron que donde estaba y respondió alo así como: -“Por ahí la he tirado a tomar por….” (eso debería de dar una idea de como se puso el terreno y lo dificultoso del avance durante la tormenta
  • Juan Carlos, consumió, el solo, suficiente Red Bull,como para haber seguido pedaleando hasta Siberia.
  • Enrique Simón, Feliciano y Dani se ducharon en otro sitio onde dicen que se montó una buena con un atasco de agua (tanto barro…. normal).
  • Cuando llegamos y tras la espera en la cola de limpieza  de bicis, se había terminado la cerveza (eso duele!!!!).
  • Chelu era la atracción de las duchas, con sus tatuajes…
  • Fermín llegó unos minutos antes que nosotros porque no paró cuando cayó la lluvia (y lo preocupados que estábamos)
  • Impresionante lo de este chaval…
  • Esteban llegó en el puesto 86 (toma!!!)
  • Al día siguiente estuvimos colaborando un poquillo con los del Club ciclista Murchante, cerrando las calles durante su prueba cicloturista
  • Logroñesa, llama a Samuel que está muy preocupado por el marido de tu amiga…
  • La siguiente es en Pamplona (Sierras de la comarca). Allí nos vemos…
  • Mi amigo Iñaki Fuentes, al que no ví, llegó 5 minutos antes que yo (según clasificaciones). Que pena no habernos visto.

Abierta la Web Orbea Monegros 2012

A las 11:00, Orbea ha publicado la web de la que será laOrbea Monegros 2012“.

Al final la fecha es el 5 de Mayo y por tanto nuestro calendario requiere de unos pequeños cambios que en breve publicaremos.

La nueva fecha hace que (si te fijas en el calendario) tengamos un mes de Mayo… cuando menos… atareado.

Sobre la prueba que nos ocupa y a modo de resumen:

  • Vuelven a ser 119 Kilómetros
  • Ya se pueden realizar las inscripciones (ojo que el año pasadopor poco no llegamos a tiempo!!!)
  • Avituallamientos:
    • PK 33. Avituallamiento 1. Sólido y Líquido.
    • PK 44. Avituallamiento 2. Avituallamiento Líquido.
    • PK 60. Avituallamiento 3. Sólido y Líquido.
    • PK 86. Avituallamiento 4. Sólido y Líquido.
    • PK 98. Avituallamiento 5. Avituallamiento Líquido.
    • PK 103. Avituallamiento 6. Sólido y Líquido.
    • PK 119. Avituallamiento 7. Fideoua, carne asada, antioxidante.
  • Material Aconsejable (según la organización):
    • Luz delantera, linterna o frontal, con bombilla y batería de recambio.
    • Luz trasera, color rojo, con batería y bombilla de recambio.
    • Teléfono móvil con batería.
    • Mochila hidratante o dos bidones de agua.
    • Ropa de abrigo para las horas nocturnas (la temperatura varía drásticamente del día a la noche).
    • Gafas.
    • Casco (Obligatorio)
  • El coste de la prueba es de 30 € para federados y 35 para los que no lo estén.

Y como seguro que ocn esto os quedais conlas ganas os dejamos la web oficial para que reviseis el resto de detalles:

ORBEA MONEGROS 2012

Últimas noticias sobre la Maratón de los Monegros

Orbea, organizador de la maratón,  ha mandado un email a los participantes de la prueba.

En él, se aportan los últimos consejos y datos que se resumen en los siguientes:

  • La previsión meteorológica ofrece malas perspectivas, por lo que se insta a llevar impermeable y material acorde.
    (ATENCIÓN: Actualización de hoy VIERNES: El RIESGO DE LLUVIA HA PASADO DEL 65% al 35% y ahora indica nuboso y no lluvias como ayer para el sábado)
  • Seremos del orden de 3200 participantes.
  • La organización enviará un SMS indicando el dorsal de cada Biker el viernes.
  • La entrega de dorsales se realizará según el siguiente calendario/horario
    • VIERNES, DIA 29:
      De 18 a 21 horas. Maratón y Media Maratón.

      SABADO, DIA 30:
      MARATÓN: De 9 a 13 horas.
      ½ MARATÓN: De 13 a 14:30 horas.

  • Será preciso presentar el DNI, para poder recoger el dorsal/chip
  • La salida se realizará desde el RECINTO FERIAL DE SARIÑERA
  • La organización ha previsto una web donde puedes consultar la lista de inscritos (pon el apellido y) AQUI
  • El recorrido estará marcado de diferentes formas, teniendo que recordar que los participantes de la Maratón deberán de seguir las marcas AMARILLAS FOSFORITO mientras que aquellos que participen en la Media Maratón, deberán de seguir las de color NARANJA
  • Por último han habilitado un telefono de incidencias para ponerse en contacto con la organización 607 199 136

Dicho esto y como se suele indicar en el mundo Taurino: “Que dios reparta suerte” y todos lo pasemos mejor que bien!!!

¡¡¡¡NOS VEMOS EN SARIÑENA!!!!!

Resumen de datos sobre la Maratón Orbea Monegros 2011

El próximo día 30 de Abril (queda poco mas de una semana), tendremos que lidiar con una de esas rutas míticas del calendario BTTero y que todo biker quiere hacer al menos una vez. se trata de la Orbea Monegros 2011.

Una ruta  por el desierto de los monegros que pondrá a prueba tanto el físico como la fuerza mental de los participantes.

A modo de resumen, y para ir sabiendo lo que nos espera expondremos algunos datos recogidos tanto de la web oficial, como de impresiones

de los participantes de ediciones anteriores.

Algunos datos:

  • 119 Kilómetros
  • Avituallamiento en:

    • PK 33. Avituallamiento 1. Sólido y Líquido.
    • PK 60. Avituallamiento 2. Sólido y Líquido.
    • PK 86. Avituallamiento 3. Sólido y Líquido.
    • PK 103. Avituallamiento 4. Sólido y Líquido.
    • PK 119. Avituallamiento 5. Fideoua, carne asada, antioxidante.
  • Material aconsejable pra realizar la ruta:
    • Luz delantera, linterna o frontal, con bombilla y batería de recambio.
    • Teléfono móvil con batería.
    • Mochila hidratante o dos bidones de agua.
    • Ropa de abrigo para las horas nocturnas (la temperatura varía drásticamente del día a la noche).
    • Gafas.
    • Casco (Obligatorio)
  • Perfil de la ruta:

    Perfil de la ruta

    Perfil de la ruta

  • A continuación os dejo la experiencia de algunos de los participantes del año pasado:

A pedales por el monte

Itxaspe

Paperblog

BTT en Zaragoza

Después de esto, esperemos tener una semana que nos permita estar al 100% el día “M” (Monegril).